Fractura de pene, ¿realidad o ficción?

Siento comunicarte que la fractura del pene es una realidad y ocurre cuando se le aplica una fuerza anormal y tangencial en estado de erección (generalmente durante el coito, cuando la pareja se coloca encima a horcajadas). Esta fractura supone un desgarro en la túnica albugínea, una espesa capa fibrosa que envuelve a los cuerpos cavernosos (los dos cilindros que albergan el tejido eréctil del pene). La mayoría de los casos (75%) ocurren en un solo cuerpo cavernoso, el 25% afecta a ambos lados, y en el 10%, la lesión se extiende a la uretra.


Síntomas de la fractura de pene

  • Un crujido audible, seguido de la pérdida de erección
  • Dolor
  • Hematoma en la zona, que afecta a todo el pene hasta su raíz
Si la uretra resulta dañada, puede producirse una hemorragia, que aparece por el meato (orificio externo de la uretra).

En la exploración, puede palparse un defecto o rotura en la zona afectada y apreciarse una incurvación hacia el lado opuesto a la lesión. La ecografía (sonda de 7 Mhz) sirve para examinar la integridad de la capa albugínea, viendo asimismo el hematoma. Ante la mínima duda diagnóstica, debe recurrirse a la cavernosografía, que es una prueba que mediante la introducción de contraste en los cuerpos cavernosos, permite determinar la integridad de la albugínea y de los cuerpos cavernosos, o cuantifica la magnitud de la lesión.


Si se sospecha la lesión de la uretra, debe realizarse una exploración con contraste para comprobar su estado (uretrografía).



Tratamiento de la fractura de pene


Es importante acudir de inmediato a un urólogo. Este problema requiere tratamiento quirúrgico en la mayoría de los casos, para suturar el desgarro. No obstante, muy ocasionalmente puede tratarse de forma conservadora, con reposo, antiinflamatorios y bolsas de hielo (siempre cubiertas con un paño antes de aplicarlas a la piel, para evitar quemaduras), si bien la posibilidad de que existan secuelas (incurvaciones, disfunción eréctil, etc.) es mayor.


Cuando la uretra no presenta daños, se procede a drenar cualquier acumulación de sangre (hematoma) y a reparar el tejido lesionado del cuerpo cavernoso, y de la túnica. El tratamiento quirúrgico produce resultados satisfactorios en cerca del 80% de los pacientes; en el resto, el dolor residual y las deformidades pueden provocar dificultades a la hora de las relaciones sexuales. Todas la lesiones de uretra deben repararse, aún así la estenosis uretral (estrechamiento) se da a largo plazo en el 20% de los casos después de la cirugía.


Bueno amigos de Xakata, espero que no tengáis que visitar el hospital por una fractura de pene. Recordad, a la hora de empujar hay que hacerlo con suavidad y nunca con brusquedad, si no queremos desgraciarnos.

Para quién no se crea todo esto os dejo una fuente mas fideligna que demuestra la veracidad de este post.

Fuente

2 comentarios

Buff... no se lo deseo ni a mi peor enemigo... xD
Salu2.

Hola Dakko, Yo tampoco se lo deseo a nadie.

Quiero que sepais que la imagen es falsa, solo queria ilustrar un poco el post, Lo digo porque he leido en algunos sitios que hacen mención a este post, que la fractura de pene es mentira por la imagen. Pero si le preguntas a cualquier urologo te confirmaran que es cierto.

Un saludo.

Bienvenid@ a Xakata.net.

Puedes publicar un comentario rellenando el formulario o si no quieres lo mejor sera que no escribas nada, tu sabrás.
EmoticonEmoticon